e40d981726d0e12c966299c221c8ad0d - Myriam Hernández: ‘El amor no es una moda'

La cantante chilena Myriam Hernández recibió este mes el Premio de la Presidencia que concede los Grammy Latinos a los artistas que con su trayectoria han contribuido a difundir la música latina. Llega a sus manos en momentos en que celebra el vigésimo quinto aniversario de su carrera.

Su tour 25 años estará en Panamá el próximo martes 23 de junio. Myriam Hernández conversó 15 minutos por teléfono con la revista Ellas.

Háblanos del repertorio que incluyes en esta gira; seguro no faltará ‘El hombre que yo amo’.
Sí, sí. Pero hay muchas más canciones que El hombre que yo amo. El público eligió a través de las redes sociales los temas que quería escuchar en este concierto. Obviamente estarán Huele a peligro, Herida, Se me fue, Tonto y por supuesto El hombre que yo amo.
Son muchas las canciones que me da gusto saber que han sido tan importantes en la vida de las personas, con esa conexión y complicidad que hemos tenido todos estos años.

¿Por qué crees que tus canciones han conectado con la gente?
Mi público es mayoritariamente femenino. Me gusta que sea así porque siento que de alguna manera me convierto en su voz, canto sus historias. Creo que hay una conexión real.

¿Qué papel sigue jugando la balada en estos días?
El amor no es una moda, lo necesitamos día a día. La música romántica es la extensión de ese sentimiento. Por eso va a permanecer.

Tus hijos también gustan de la música. ¿Qué les enseñas sobre este mundo del espectáculo?
Jorge Ignacio tiene 20 años y Myriam Isidora 18 años. A los dos les gusta la música. Hace poco compartieron escenario conmigo en Chile en el Movistar Arena con una canción que se llama Mi primer amor, él tocando la guitarra y la niña el bajo, fue un momento muy sublime para los tres.
Pero en  mi casa no hay fotos de artistas ni premios, están las fotos de la mamá con sus hijos. Al margen de que vivan conmigo y que tengan relación con mis experiencias artísticas, siempre quise que se sintieran niños que tienen una familia y una madre, como tienen otros niños.

Este mes recibió el Grammy ‘Premio de la Presidencia’.

Tú has contado en entrevistas anteriores que cantaste con el apoyo de tu papá y en contra de la opinión de tu mamá, ¿qué lección aprendiste de eso?
Mi mamá no deseaba que cantara por miedo a este mundo. Ella quería para mí algo más tranquilo. Pero mi experiencia de vida ha sido buena. He podido casarme, he podido tener hijos. Llevé mi vida como me la plantee.
No sé si mis hijos van a tener esa suerte, porque creo que en esto que yo tuve también hubo una cuota de suerte. Si me preguntas que si me gustaría que mis hijos se dedicaran a esto, no me gustaría; para ellos quisiera una vida más tranquila.

Sé que para ti la relación con los autores de tus canciones es muy importante. Háblame al respecto.
El proceso de composición con el autor es sagrado. Yo trabajé con grandes  como Armando Manzanero, Kike Santander y  Juan Carlos Calderón, que para mí era mi ídolo. Cuando lo conocí estaba en mi tercera producción.
Él me mostró más de 20 canciones que había compuesto para mí. No sabía cómo decirle, pero se lo dije, que me encantaban las melodías, pero que consideraba que no eran canciones hechas para mí.
Él se molestó, pero luego nos hicimos tan amigos que de nuestro trabajo en equipo nació Se me fue [sobre la muerte de su abuela] y Un hombre secreto. Trabajamos seis meses en Los Ángeles y la frase más maravillosa que dijo después fue que le había costado al principio, pero que había aprendido una nueva forma de componer. Él murió hace unos años.

¿Cómo será sostenible el negocio de la música en este mundo donde cada vez hay más opciones para descargar música o escucharla en ‘streaming’?
Supe hoy que Apple tendrá un servicio similar a Spotify. Pero creo que a mucha gente le gusta tener su música en un formato, uno donde pueda ver fotos, ver quién escribe las canciones, con quién trabajó el cantante. Tuvimos formatos como el elepé, el casete, el cedé.
Es difícil pronosticar el futuro del negocio de la música. Ya no se tiene el control. No puedes tener un disco y decir: ‘esta es la canción que vamos a transformar en éxito porque se va a escuchar en todas las radios’. Hoy cada radio y cada país puede bajar la canción que le guste y oírla. No tienes el control.
Lo bueno es que ahora hay más gente que tiene opciones de escuchar tu música y eso es bueno.
Creo que hay que adaptarse, usar la tecnología, como lo son las redes sociales.

a378e492da0be4402ba814882585b07b - Myriam Hernández: ‘El amor no es una moda'

Eres muy popular en Facebook ¿Cómo lo aprovechas? ¿Cuál te gusta más?
Me gustan todas: Facebook, Twitter, Instagram. Creo que lo que se gana es la cercanía con el público, que tú eres capaz de responderle, que lo haces parte de tu vida artística, pero también de momentos más personales. Eso me ha permitido otro lazo con el público.

Perfil:  A los 10 años se subió por primera vez a un escenario. Fue una de las estrellas juveniles de Sábado Gigante. Su primer éxito, Herida, lo compuso ella. Está casada desde 1992 con Jorge Sanit-Jean, su mánager.
Ha sido una estrella aclamada en Viña del Mar, y también presentadora de ese festival.
Diez de sus canciones han estado de número uno en Billboard en Estados Unidos. Ha vendido 5 millones de discos