7d8f27adadf904b2a6dcef9d8fe489db - Enithzabel Castrellón

 

Perfil: Enithzabel Castrellón es abogada, actriz y productora teatral, con más de 23 años sobre el escenario. Es una de las socias propietarias del teatro La Estación, junto a Isabel Burgos, Stella Lauri -con quienes conformaba el grupo Producciones Aquelarre-, y  Thyrza Guerrero, Ricardo Dormoi y Agustín Gonçalves, antiguos miembros de Art Producciones.

 

¿De dónde viene la idea de abrir este teatro? Creo que el sueño de todo teatrista es tener una sala donde puedas presentar las obras a tu gusto. Nosotros éramos dos productoras -Art producciones y Aquelarre- que  fuimos uniendo esfuerzos para intentar hacer algo más grande, un teatro propio. Yo creo que cuando las cosas son para uno se van dando, y las puertas se fueron abriendo, surgió la opción del local  y el teatro se montó en un lapso de un  mes y medio. Fue maratónico.

 

¿Cuál va a ser la línea del teatro? Nuestra intención es que todas las producciones sean nuestras para poder tener una sola línea de producción. Todo este año lo tenemos planeado con comedias muy finas y de alta calidad, que han sido presentadas con éxito en grandes capitales, porque queremos que se identifique al teatro La Estación con calidad. Arrancamos con Toc Toc, luego viene Entiéndeme tú a mí, protagonizada por Andrés Morales y Augusto Posso. Nuestros siguientes proyectos serán 5 Mujeres usando el mismo vestido; Vanya y Sonia y Masha y Spike, y cerramos el año con Dios mío. Son obras que están muy en boga internacionalmente, así que los derechos son costosos.

 

Cuando compran estos derechos, ¿el público  les retribuye como  esperan? Nosotros siempre apostamos por hacer buen teatro y estamos convencidos de que si presentas algo de calidad y bueno, el público responde. Aunque no necesariamente tiene que ser una obra de derechos muy altos para que eso signifique que la obra es buena. Hay obras maravillosas de autores panameños que también queremos montar, por ejemplo, las de Arturo Wong Sagel, Jonathan Prosper y una obra maravillosa como Loma ardiente y vestida de sol, de Pernett y Morales, que es buenísima. Entonces hay muchas posibilidades tanto con títulos taquilleros como con obras panameñas.

 

Coménteme sobre el diseño del espacio del teatro. El diseño estuvo a cargo de la arquitecta radicada en Washington  Lili Santanach. La sala tiene una capacidad para 166 butacas, y accesos y comodidades para personas con necesidades especiales. Hemos apostado por un lobby amplio y cómodo para que los asistentes puedan interactuar antes de entrar al teatro. El diseño de luces estuvo a cargo del diseñador de iluminación Rick Belzer, que trabaja en Broadway.