b7299a63e19fc7347e45c3dcec9e4bac - ¿Cómo define usted la felicidad?

Empezaré diciendo que el tema de la felicidad es relativo y que va a depender de cada quien y de la medida y definición que cada quien le desee dar. No existen “principios generales” ni “fórmulas” ni “pasos para ser feliz” y, ciertamente, la felicidad es personal y vivenciada por cada ser humano en la justa medida de lo que para este signifique.

Por eso, como en todo lo demás, siempre diré que hay que tener sus propias definiciones de vida y establecer los propios límites. También deseo decir, antes de hablar de todo lo demás, que no se llega a un punto para ser felices. La felicidad está en el recorrido de la vida desde el nacimiento. Solo hay que saber reconocerla o encontrarla.

¿Por qué quiero ser feliz? Tal Ben-Shahar escribió un libro llamado Happier (Más feliz). Él explica por qué los seres humanos soñamos con ser felices como si fuera algo del más allá o una cosa difícil de alcanzar. En su libro postula que hemos amarrado el significado de la felicidad al del éxito. Pero como solo sabemos definir éxito a razón de los logros económicos (una milésima parte del valor real del ser feliz) subordinamos la vida a la consecución de valores materiales. Creo que, por esto, la industria del mercadeo es tan amplia.

Lo cierto es que las personas felices tienen mejores relaciones laborales y emocionales; simplemente les va mejor en lo que se propongan.
Concuerdo con las ideas del doctor Shahar y agregaría que nos condicionan desde pequeños a encontrar una felicidad y es aquí justamente donde radica el asunto que nos hace no ser felices: alguien más debe darte la felicidad o debes conseguir éxito para tenerla. (Éxito, otra palabra con definición personal).

110067a324f3882d163caadf5002e987 - ¿Cómo define usted la felicidad?

Felicidad y emoción. Shahar postula que la felicidad está regida por el principio del placer o por el principio del significado. A mí me parece justo y a continuación les amplío la información. Cuando operamos bajo las premisas del principio del placer (cualidad  prehistórica, intrínseca, con amplias definiciones) no siempre sentimos emoción. Es importante comprender que la emoción se genera por la motivación y la motivación supone niveles altos de dopamina en el cerebro. Lo cual quiere decir que la obtención de algo no siempre será equivalente a sentir agrado por obtenerlo: placer, felicidad.

Entonces la complacencia o la satisfacción del principio del placer no va a generar por sí sola felicidad. Esto quiere decir que si les compramos mil juguetes a los niños, ellos querrán el mil uno, y esta inagotable inconformidad y deseo de más, nunca les va a traer felicidad. Ojo papás, este no es el camino.

El psicólogo Nathaniel Branden afirma muy acertadamente que “el placer no yace en los valores económicos, sino en la profunda necesidad emocional”. Y por necesidad no quiero decir algo negativo, todos los seres humanos tenemos necesidades emocionales. Yo misma, por ejemplo, satisfago mi necesidad emocional y siento un enorme placer mientras escribo estas líneas y aún más cuando las veo publicadas. Esto entonces se convierte en un motivador. Mi deseo de llevar un mensaje trasciende para mí, y eso es lo importante.

Esto nos lleva al segundo principio según Shahar, que es el principio del significado. Pero aquí hay que tener cuidado, porque las personas entonces pueden pasarse toda la vida, literalmente, en busca de eso que les dé sentido para ser felices, corriendo el riesgo (de que nunca es suficiente) de quedar como describimos en los primeros puntos de esta nota. Hmm, tema complicado. Veamos.

3fcec61820fdf30a8b51b7f0bf0004c0 - ¿Cómo define usted la felicidad?

Todos encontramos diferentes significados a la vida. Nadie puede aprobar o desaprobar, pues es algo netamente personal. Hacer algo significativo que nos motive y que nos dé felicidad no está en algo grande. Si usted lo supedita a eso, desde ya le invito a reevaluar lo que persigue en la vida.

Al final, ser feliz debe estar en el corazón: en la mirada amable, en la palabra cordial y respetuosa hacia ese otro ser humano, en la comprensión y la tolerancia a mí mismo primero, a mi familia después y luego al prójimo. Al final, cada ser humano debe tener su definición de felicidad, de éxito, de propósito en la vida, su grupo de valores. Sé que parezco disco rayado, pero si usted no se toma el tiempo de sentarse a pensar lo que espera de su vida, la vida se le pasará sin más y esa me parece que es una forma muy aburrida de vivirla.

La felicidad está allí para ser vivida todos los días, hasta en la adversidad, todo el mundo la puede alcanzar. Y espero comprenda que cuando hay vicisitudes, todos podemos tener períodos duros y menos felices. Pero hasta en ellos habrá razones (no las mías, pero sí las de otros de las cuales alegrarme) para ser feliz, porque es hasta sano sentir alegría por el bien de los demás.La felicidad es la oportunidad que nos damos de vivir, sentir, perdonarnos  y retomar cada día. Es lo que cada uno quiera ser, es lo que cada uno sea. Es ser auténticos, primero con nosotros mismos. Vivir con todos los detalles (los buenos y los malos). Después de todo, solo tenemos una oportunidad para vivir la vida. Vivámosla bien, con paz, humildad, amor y alegría en el corazón. Luego vaya y abra su puerta, la felicidad de seguro le estará tocando. ¡Viva!