24nov conversa2 1000 - El vocalista de Toto, Bobby Kimball, estuvo en Panamá y lo entrevistamos

Naciste en Texas en 1947 y te criaste en Luisiana, un estado con una fuerte herencia musical en géneros como ‘jazz’ y ‘blues’ . ¿Cómo te iniciaste en el ‘rock’?
Déjame decirte algo. A los 8 años de edad yo ya estaba tocando el piano y cantando en una banda llamada The Rebels. Tocamos en tantos conciertos, que tú no me lo creerías. Después de eso estuve en otras 15 bandas en Luisiana. En 1974, cuando estaba con The Levee Band, me hablaron el bajista, el baterista y el guitarrista de un grupo llamado Three Dog Nights. Su agrupación se había separado. Ellos tres querían armar una banda nueva y me querían en ella. Me dijeron “podemos mudarte a Los Ángeles”, y pues lo hice.

Esa banda, S. S. Fools, se desintegró poco más de un año después. ¿Cómo fue el brinco a Toto?
Para S. S. Fools practicamos todos los días por dos meses. Los tipos que armaron Toto, David Paich [tecladista] y Jeff Porcaro [baterista], iban a casi todos nuestros ensayos y les encantaba. Me hice buen amigo de ambos. Con S. S. Fools grabamos un álbum y nos fuimos de gira por todo Estados Unidos, pero nuestro agente se estaba llevando mucho de nuestro dinero y nos separamos. Me fui a mi casa y ahí estuve tres meses, pero después recibí una llamada de David Paich y Jeff Porcaro. Habían decidido formar un grupo. Me dijeron que querían que cantara con ellos, que les encantaba mi voz.

Muchos atribuyen el nombre de la banda, Toto, a tu apodo, Robert Toteaux. ¿Qué hay de cierto?
Un día David estaba en casa de Jeff hablando por horas de la banda, músicos, detalles, de todo. La televisión estaba encendida. Cuando finalmente terminaron de platicar, miraron hacia la televisión y estaban dando la película El mago de Oz. De pronto un perrito salió corriendo en la pantalla y alguien dijo “Toto, ya no estamos en Kansas”. Bueno, Jeff miró a David y le dijo: “Ese va a ser el nombre de la banda: ¡Toto!”, y así fue.

¿Qué tal eran las giras en 1980?
Dios mío, fueron algunas de las mejores giras en mi vida. Porque la música era tan fantástica, teníamos una audiencia enorme. Era maravilloso.

¿Por qué después de una carrera exitosa con Toto decidiste irte por tu cuenta como solista?
Estuve con Toto desde 1977 hasta 1984, cuando me mudé a Alemania. En 1998 me llamaron y me dijeron: “¡Tienes que venir a cantar con nosotros!”, y lo hice por 10 años más. En total, estuve con ellos por 18 años. Compuse muchas canciones para la banda, y escribí las letras para canciones en las que solo tenían la música. Canté un montón de sus temas también.

¿Hay probabilidades de un reencuentro con Toto?
No estamos tocando juntos, pero si me pidieran que fuera a cantar con ellos algunos temas, lo haría. Sin embargo, ahora estoy participando con nueve bandas alrededor del mundo, así que si Toto me lo pidiera y me coincide con un compromiso previo, no voy a poder hacerlo. Pero me encantaría; amo esa banda.

Has estado en la industria por más de 50 años. ¿Cómo sientes que ha evolucionado la música?
La música entonces era absolutamente fantástica, pero mucha de la que grabo yo y que graban algunos de mis músicos favoritos en la actualidad es igual de buena. No es diferente. También hay música mala, pero solo escucho la buena.
Hay tantas bandas, que no pudiera ni nombrártelas, pero me gustan sus canciones.

Toto IV se convirtió en uno de los álbumes más exitosos de esa época. ¿Qué recuerdas de su producción y lanzamiento?
Cuando lanzamos nuestra primera producción, Toto, vendimos mucho. Con los siguientes álbumes, [Hydra y Turn Back], tuvimos problemas con la disquera y fue difícil vender un montón de discos. Nos reunimos antes de preparar nuestra cuarta producción y tuvimos una conversación muy larga, donde estuvimos de acuerdo en que teníamos que escribir las mejores canciones que jamás habíamos hecho, y que cuando grabáramos, teníamos que hacerlo mejor que nunca. Y lo hicimos. Escribimos las mejores canciones del planeta, pasamos mucho tiempo grabando, y nos aseguramos de que el sonido y la edición fueran perfectas. Eso fue en 1982. Luego salimos en una gira de ocho meses, y a la vuelta nos encontramos con ocho nominaciones a los Grammy.

¿Se lo esperaban?
Nadie había tenido jamás más que cuatro nominaciones, y de esas, se ganaban una o dos. Nos nominaron para ocho, y pensamos, “bueno, seguro ganamos uno que otro”. Ganamos seis, y fue un récord. Las más importante fueron canción del año, por Rosanna, y mejor álbum del año. Nos dijeron que el próximo año estábamos invitados a la ceremonia para entregar el premio de mejor álbum del año. Al año siguiente se lo llevó Michael Jackson por Thriller. ¿Y adivina qué? Toto había participado en esa producción.

24nov conversa XX 1000 300x300 - El vocalista de Toto, Bobby Kimball, estuvo en Panamá y lo entrevistamos

Perfil: Robert Troy Kimball es un cantante estadounidense, mejor recordado por ser la voz original de Toto, banda que gozó de enorme éxito comercial a finales de los 1970 y 1980. Posteriormente, lanzó una carrera en solitario, en la que ha colaborado con diversos artistas. Su más reciente producción se titula ”We’re Not In Kansas Anymore”. Estuvo en Panamá para la gira Rockpack, que reunió las voces principales de otras bandas renombradas: Kansas, Journey y Chicago.

Contenido relacionado

ellas.pa exclusivo como los socios de
Club La Prensa

Adquiere un plan de suscripción Hazte socio

Gracias por valorar y respaldar el periodismo responsable e independiente.

Olvidé mis datos de acceso / Quisiera recuperar mis datos