e0fe7445ba26a83d751c1b40607b602d - Seguridad en familia

 

En un estudio hecho en América Latina en 2012 por Save The Children y Chicos.net sobre el uso seguro de la internet, se estimó que el 67% de los niños de entre 8 y 10 años se conecta a la internet todos o casi todos los días, principalmente para jugar.

 

“Nos estamos enfrentando a una generación de niños que están 100% familiarizados con las nuevas tecnologías, y el principal contacto con internet lo están teniendo con dispositivos móviles (smarthphones o tabletas) y no como lo hicimos nosotros, con ordenadores de mesa y teclado”, dice Ricardo Zamora, gerente de comunicación de Google para México, Centroamérica y el Caribe.

Zamora, en entrevista exclusiva para Ellas, comenta que los datos indican que los niños y adolescentes no están aplicando buenas medidas de seguridad en la red.

“Si bien estas nuevas generaciones están en sintonía con las nuevas tecnologías, no están familiarizadas con prácticas de ética y seguridad, y aunque los padres no sean expertos en tecnología, nadie mejor que ellos para proteger a sus hijos en internet”, señala.

 

13b70a06d8134c785c2b5dd7f949bb3a - Seguridad en familia

 

Desde chiquitos. La mejor recomendación para establecer reglas en el uso de la internet es hacerlo conversando con los niños y adolescentes. Los padres deben conocer las aplicaciones que sus hijos usan, cuánto tiempo invierten en eso y qué buscan y comparten; así podrán saber cómo pueden mejorar la seguridad en línea.

 

Para Zamora, es un error darle un dispositivo a un niño para que se quede quieto y no supervisar qué está viendo.

 

A manera de consejo, el especialista de Google recomienda a los padres instruir a sus hijos a consultar antes de compartir algo en internet, pues lo que se pone en la red puede verlo cualquier persona alrededor del mundo.

 

Los pequeños suelen compartir sus claves. Hay que hacerles entender que dar su contraseña a otro es como regalar las llaves de su casa.

 

Enseñarles a no responder mensajes de extraños y decirles a los padres si reciben mensajes inapropiados. Además, que avisen si ven contenido que los haga sentir incómodos.

 

Indicarles a los pequeños que no pueden ofender ni permitir ofensas en internet.

 

Zamora también recomienda activar en los buscadores la opción de modo de navegación segura, en la que se pide un usuario y contraseña, para que se pueda bloquear el contenido que no desee.

 

En las tabletas Android que ejecutan la versión 4.3 y superiores, se pueden crear perfiles restringidos que limiten el acceso de otros usuarios a las funciones y el contenido de la tableta.

 

Aconseja agregar una contraseña para compras directas desde las aplicaciones para descargar contenido (Google Play y App Store). 

 

bab7b8fec605f522692ae12ca683dfe3 - Seguridad en familia

 

Los más grandecitos. Los usuarios más activos de la internet son los adolescentes, y por eso son los más propensos a sus riesgos, explica Zamora, y forman buena parte de los usuarios de redes sociales como plataformas de interacción para crear y compartir contenidos,  y se conectan principalmente a través de dispositivos móviles.

 

Usualmente, los jóvenes se ven presionados a tener una reputación en línea y por eso es importante educarlos para que se comporten en la red como lo hacen con la familia. Es decir, que no publiquen nada que no les gustaría que vieran sus familiares.

 

Enseña a tu familia a que no deben concertar citas en persona con alguien que “conocieron” en internet, y que no deben compartir información personal con extraños en línea.

 

Con los adolescentes son frecuentes los casos de suplantación de identidad, bullying y fraudes. Para evitar eso es muy importante no usar la misma contraseña para todos los servicios en la red y publicar solo la información personal realmente necesaria.

 

Además, hay que enseñarles a los chicos a solo conectarse a través de puntos de Wi-Fi seguros, que cuenten con un sistema de protección de señales inalámbricas, como WAP2.

 

Asimismo, deben reportar el contenido ofensivo y restringir o eliminar los comentarios no deseados a través de las herramientas que las redes sociales tienen para eso.

 

Por otro lado, los padres deben procurar que todos los equipos que usen sus hijos para navegar en la red estén libres de virus y malwares.

 

EN CIBERCAFÉS
Si sus hijos o usted se conectan a internet en cibercafés, al abrir el navegador utilicen la pestaña de incógnito. Las páginas que visiten en el modo incógnito no se mostrarán en el historial del navegador, en el almacén de cookies ni en el historial de búsquedas una vez que cierren todas las pestañas de incógnito. Sí se conservarán los archivos que descarguen y los marcadores que creen. Pero sus acciones no serán totalmente invisibles. El uso del modo incógnito no  permite ocultar su actividad de navegación a su empresa, a su proveedor de servicios de internet o a los sitios web que visiten.