ac9dc34af3a31a18db63809a1d59b4e9 - Rebeca Neuman, segundo embarazo con zumba

Está en espera de su segundo bebé, y a Rebeca Neuman, de 26 años, le ha gustado el baile toda su vida. Desde pequeña le fascina la danza, el jazz y el ballet, el cual practicó hasta su último año en el colegio.

Sin embargo, no hacía mucho ejercicio hasta que un día descubrió el zumba, una mezcla de ritmos latinos –salsa, merengue, flamenco y bachata– y ejercicios aeróbicos para perder peso. Se certificó en Florida hace siete años y no ha parado, incluso cuando estuvo embarazada de su primera hija Tammy, quien está por cumplir dos años.

“Es una forma de hacer ejercicio cardiovascular que me ayuda a mantenerme en el peso que quiero estar, y tonifica mi cuerpo ya que se utiliza una fusión de ejercicios funcionales, como los squats”, afirma.

Neuman da hasta tres clases de baile y zumba al día, de lunes a viernes. “Me siento muy a gusto y mi cuerpo se mantiene a punta de zumba”.


TE PUEDE INTERESAR Junitza Rubio, ‘crossfit’ y ‘running’ hasta el noveno mes


El zumba y el embarazo

Durante el primer embarazo de Rebeca, hizo zumba desde el principio hasta el séptimo mes y medio. “Sentí que tenía que parar porque tenía mucha presión de mudarme de casa, tenía trabajadores todo el día y necesitaba enfocarme en terminar la casa antes de que Tammy naciera… aunque creo que mi cuerpo me hubiera permitido un poco más”, recuerda.

Volvió a entrar en ritmo tres meses después de haber nacido su hija, aunque siente que su cuerpo estaba preparado incluso antes, solo que prefirió dedicar más tiempo a su bebé. Ahorita tiene cuatro meses y medio de embarazo y le ayuda a controlar el malestar y las náuseas que le ha causado su estado. “Mi doctor me permite hacer ejercicio durante todo el embarazo; eso me representa salud y me siento súper bien”.

Recomienda hacer ejercicio a menos que se tenga un embarazo riesgoso, de mellizos, o más.  Otro dato que menciona a las futuras madres es mantener el balance entre el ejercicio y la alimentación. “Lo que comemos  se va a reflejar en nuestro cuerpo… hay que comer desayuno, almuerzo, cena y meriendas saludables”.

La bailarina afirma que después de hacer ejercicios durante el embarazo, “sientes cómo el cuerpo te lo agradece y se encoge rápidamente”.  Rebeca actualmente imparte clases en el estudio Fitology.


TE PUEDE INTERESAR Mónica Guzmán, embarazo a punta de baile